Vendrán tiempos mejores (?)

 

No estoy.
Me fui hace mucho tiempo
y me perdí en el viaje.

No suelto el equipaje,
todo el pasado me pesa.
La muerte es la que me besa
y construye a sus anchas.

Las vías se hicieron muy largas,
dudo que las termine de andar
porque ya de tanto tropezar
se hicieron tímidos mis pasos.

Tal vez comenzó el colapso
y nunca supe nada de mi.
Tal vez los días que viví
en los que la pena era ajena
sentenciaron mi condena
de ser lo que detestaba,
pero si tu me mirabas
y sabías lo que hacía
¿Por qué no me lo advertías?

Sabías lo que quería,
sabías todo de mi
y lo que siempre te pedí
no llegó como anhelaba.

Lo que tanto soñaba
se fue volviendo pesadilla
y heredé esa maravilla
de dudar de todo y todos,
de pensar que estamos solos
pero creer en los milagros,
de hundirme en mi lodo
pero esperar por tu barco.

Espero que estés contento,
orgulloso de mi resignación.
Nunca encontré mi misión,
pero ya no la busco, la espero.

“Solamente muero los domingos
y los lunes ya me siento bien”

 

Foto de Micaela Parente en Unsplash